Menú Close

6 signos de un gato feliz y saludable

Tendemos a pensar en nuestros amigos felinos como criaturas atrevidas, independientes y apáticas, y para muchos amantes de los gatos, esa actitud discreta es solo una parte de su encanto. Pero, ¿nuestros gatos son realmente infelices? A continuación mostramos seis trucos para saber si su gato está disfrutando una buena vida:

Está usando su arenero

El lugar donde su gato hace sus necesidades puede decirle mucho sobre su salud y su felicidad. Si su gato ha adquirido el hábito de ignorar la bandeja de arena o de hacer sus necesidades en otro lugar por completo, es posible que la culpa sea de un problema médico o del estrés.

  • Elija una bandeja apropiada. Asegúrese de que su gato tenga suficiente espacio para moverse y que pueda entrar y salir de la bandeja con facilidad.
  • Dele la oportunidad de elegir. Experimente ofreciendo una selección de arenas en cajas una al lado de la otra para ver qué tipo prefiere su gato.
  • Limpieza ante todo. A nadie le gusta un baño sucio: asegúrese de limpiar el arenero de su gato dos veces al día y cambie la arena cada semana.
  • Considere la perspectiva de su gato. A menudo, las cajas de arena están ubicadas en lugares que son convenientes para los humanos y, sin saberlo, causan estrés a los gatos (piense en un cuarto de lavado con una lavadora o secadora ruidosas). La caja de su gato debe colocarse en un área tranquila y de poco tráfico.
  • Siga la regla de uno por uno (más uno). Cuando se trata de bandejas de arena, siempre debe haber una para cada gato, más una, en diferentes ubicaciones, por supuesto.

Se está acicalando adecuadamente

Un gato limpio es un gato feliz. Si su gato no se está acicalando tanto como antes, podría tener sobrepeso, dolor o simplemente no sentirse a gusto, todo lo cual justifica una visita al veterinario . Por otro lado, exagerar también puede indicar un problema médico o de comportamiento, como la ansiedad. Si nota comportamientos compulsivos de acicalamiento, como lamer o morder en exceso o pérdida del pelaje, hable con su veterinario .

Le encanta su entorno

Tendemos a pensar que los gatos lo tienen bastante fácil (¿Dormir todo el día? ¡Sí, por favor!), pero la verdad es que pueden experimentar estrés y lo hacen. El enriquecimiento ambiental, particularmente para los gatos de interior, puede aumentar la actividad física y la estimulación mental, manteniendo a raya los problemas de comportamiento. Si su gato vive en un entorno rico, es decir, mucho espacio, juguetes, perchas, ventanas, áreas para dormir, comida , agua, cajas de arena e interacción humana, lo más probable es que esté contento.

Le está enviando señales

Desde la parte superior de las orejas (¿hacia adelante y alerta o pegada a la cabeza?) hasta la punta de la cola (¿hacia arriba y balanceándose o batiendo rápidamente de lado a lado?), el lenguaje corporal de su gato dice mucho sobre cómo se siente. ¿Está amasando, dando cabezazos o ronroneando? Felicidades, tiene un gato satisfecho.

Hace lo que le gusta

¿Qué es lo más importante para la felicidad de su gato? Eso depende. Cada gato es diferente, pero al igual que los humanos, todos son animales de costumbres. Si su gato participa regularmente en las actividades que más disfruta, ya sea acurrucarse con su humano favorito o algunas de sus características menos deseadas, como saltar sobre el mostrador de la cocina, es probable que no tenga quejas. ¿Ha notado si su gato no está haciendo lo que solía hacer? Hable con su veterinario . Puede ayudarle a descubrir cualquier problema médico subyacente y desarrollar un plan de tratamiento para que vuelva a sus viejos hábitos.

Está sano

Los gatos son maestros del disfraz, lo que desafortunadamente significa que los signos de problemas médicos y de comportamiento pueden pasar desapercibidos fácilmente. Los exámenes regulares le permiten a su veterinario captar pistas sutiles sobre la salud de su gato que, si se detectan y tratan a tiempo, pueden mejorar en gran medida su bienestar físico, mental y emocional.

Disclaimer

La información contenida en este blog tiene un propósito meramente divulgativo y nunca debe tomarse como consejo veterinario ni sustituye a una consulta veterinaria. Clínica veterinaria Noreña declina toda responsabilidad ante el uso indebido de la información expresada en este blog. Si un animal presenta síntomas de enfermedad o sospecha de cualquier padecimiento, acuda a su centro veterinario de confianza lo antes posible para una correcta valoración facultativa.

Posted in Consejos, Gatos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies